governo sao paulo
  • portugues
  • espanhol
  • ingles
  • diminuir texto
  • aumentar texto

Ambientes del Museo

Conoce los ambientes del museo Casa de Portinari en sus peculiaridades.

Ambientes del museo: Conoce el acervo

Planta del Museo Casa de Portinari

Planta del Museo Casa de Portinari

El acervo artístico del museo Casa de Portinari está constituido, principalmente, por trabajos realizados por el artista en murales, en las técnicas pintura al fresco y témpera, en las paredes de la casa. La temática es predominantemente sacra, excepto las primeras experiencias del artista en este género. El acervo también posee una colección de dibujos, lenguaje expresivo y significativo en la producción de Cándido Portinari, presente en todos os momentos de su carrera.

El museo también abriga objetos de uso personal, mobiliario y utensilios de la familia, siendo que algunos ambientes permanecen con sus funciones originales y otros fueron adaptados para salas de exposiciones.

 *Pulsa en el mapa para ampliar

 

 

 

 

SALA SAN JORGE

 

Al entrar en la Casa de Portinari, ya en el primer ambiente, se encuentra una pintura mural a témpera, San Jorge y el Dragón, el estudio de la obra y el poema con el mismo título fechado en 1958. En el espacio, hay también material de accesibilidad, una maquete táctil presenta los ambientes de la casa y los detalles de la arquitectura del inmueble para el público ciego o con poca visión.

SALA DE LOS DIBUJOS

 

Conocido por sus grandes murales y telas, vale resaltar que Portinari también fue un excelente retratista. Era común que él hiciera los proyectos y estudios de sus trabajos. El conjunto de su obra incluye más de 2.800 dibujos con uso de varios materiales: carbón, tinta china a punta de pluma, tinta china a pincel, grafito, lápiz a colores, crayón, guache y acuarela, sobre varios tipos de papel. En el local, el Museo presenta algunos de ellos, entre los cuales el retrato de la dama de la sociedad carioca Vera Velloso.

SALA DE LOS FRESCOS

 

En el espacio, el público tiene la opción de conocer más sobre las técnicas de pintura mural, principalmente al fresco, y las jornadas de trabajo realizadas por el artista en la ejecución de las pinturas murales de la casa.

SALA

 

La gran sala principal ofrece al visitante la dimensión de lo que se va a encontrar por los ambientes del inmueble construido a inicios del siglo 19. Con pinturas murales creadas por Portinari y por amigos, la casa sirvió de soporte para las primeras experimentaciones  del artista en ese género. El ambiente conserva también mobiliarios de la época, como la mesa del comedor, sillas, algunas vajillas, entre otros.

COCINA

 

Como en la mayoría de las familias de origen italiano, la cocina era el corazón de la casa, donde la familia se reunía para comer y conversar al pie de la cocina a leña, con café acompañado de deliciosos bocadillos. La misma está equipada con utensilios originales, entre ellos las sillas empajadas por el padre de Portinari, don Batista.

LA CASA COMO TEMA

 

La casa, la ciudad y los recuerdos de la infancia fueron temas recurrentes en la obra de Portinari. Por medio de telas touch screen el público puede descubrir detalles y conocer un poco más de la producción del artista.

EL PINTOR CANDIDO PORTINARI

 

Desde su nacimiento hasta las grandes conquistas, la vida de Portinari es revelada al público por medio de recursos multimedios. La línea del tiempo, la más completa presentada hasta aquí, trae informaciones, documentos, fotos, audios y reportajes sobre la vida y la carrera del pintor.

EDIFICACIÓN

 

Resultado de sucesivas reformas y ampliaciones coordinadas por Candido Portinari, la residencia tuvo diferentes configuraciones en cuanto sirvió como morada de la familia. En el ambiente, una maquete digital exhibe las modificaciones de la casa a lo largo del tiempo.

ATELIER

 

En el atelier, objetos de trabajo como tintas, pinceles, telas y caballetes dividen el espacio con la pintura mural de técnica al fresco “Fuga Para Egipto”.

BAÑOS

 

Tres ambientes fueron construidos con esta finalidad. Detalles curiosos sobre la edificación y también el gusto de sus moradores pueden ser observados en los locales, por medio de las soluciones improvisadas para iluminación y ventilación en uno de ellos, amplitud y confort en otro, y pequeños requintes de decoración usando la pintura a esténcil.

HALL

 

El árbol genealógico Portinari revela al público informaciones sobre los otros integrantes de la familia de inmigrantes italianos.

CUARTO DE LAS HERMANAS

 

Bordados y puntillas manuales eran comunes en la época en que la familia residió en el inmueble. En el cuarto están algunos de esos ítems confeccionados por las moradoras de la casa, además del mobiliario original.

CUARTO DEL ARTISTA

 

En el cuarto del artista hay muebles, ropas, zapatos, maletas y objetos de uso personal. Fotos ayudan a contar la historia de Portinari.

NARRATIVAS DE UNA VIDA – RECUERDOS DE BRODOWSKI

 

En el ambiente, el visitante escucha un texto de Portinari, narrado por el actor Lima Duarte. El material revela los recuerdos de la vida en la ciudad, de la nostalgia y del amor que el artista sentía por Brodowski. En el suelo, un mapa ayuda al público a localizar los lugares citados en el audio.

CAPILLA DE LA NONNA

 

Candido Portinari mandó construir, en 1940, una capilla al lado de la casa de la abuela Pelegrina, que a causa de su edad y problemas de salud  no conseguía desplazarse hasta la iglesia para orar. En las paredes están los santos predilectos de su abuela, retratados por el artista con la fisonomía de amigos y parientes.

JARDINES

 

Los jardines conservan elementos del tiempo en que la familia residía en el inmueble. Los canteros formando las palabras DIO (Dios en italiano) fueron proyectados por Portinari, los rosales eran cuidados con esmero por Doña Domingas (madre del artista).

IGLESIA SAN ANTONIO

 

Enfrente del Museo Casa de Portinari, en la plaza Candido Portinari, se encuentra la Iglesia San Antonio, para la cual Portinari hizo una pintura al óleo sobre tela del santo patrono, cumpliendo una promesa por el restablecimiento de la salud de su hijo Juan Candido. La tela fue ofrecida en carácter de donación a la parroquia local el Domingo de Pascua de 1942, siendo registrada como donación y con el pedido especial del artista de que la obra nunca saliese de la capilla. Actualmente, la institución cultural posee un término legal de cooperación con la arquidiócesis de Ribeirão Preto para efectuar acciones de preservación en la tela.